Crucy Mitchell-Palacios
Columnista / 13 de junio de 2020

Mis apuntes de ortografía

¿Has escuchado, leído o utilizado palabras como direccionar, redireccionar, requisitar, aperturar o  legitimizar? O quizá últimamente habrás estado muy familiarizado con sanitizar, debido a la presencia del coronavirus (COVID-19) en nuestras vidas.

En este primer contacto con ustedes, amables lectores, nos dedicaremos a este último término, que se ha puesto de moda en boca de políticos, médicos, enfermeras, periodistas —de radio, televisión y prensa escrita— y personas del común. Si tú eres uno de los que lo utilizan a menudo, déjame decirte que si buscas esta palabra en el Diccionario de la Real Academia de la Lengua no lo vas  a encontrar. ¿Entonces?, te estarás preguntando en estos momentos. Pues te diré simplemente que NO existe ese verbo en nuestro español.

El verbo correcto en nuestra lengua es desinfectar, que significa: “Quitar a algo la infección o la propiedad de causarla, destruyendo los gérmenes nocivos o evitando su desarrollo”, es decir, eliminar todos o casi todos los microbios patógenos de la superficie de objetos o seres vivos, esto mediante la aplicación de medios físicos o químicos.  

En los medios de comunicación, dependiendo del tipo, escuchamos o leemos frases como “Los buses de Transmetro fueron sanitizados con el fin de prevenir el contagio del coronavirus” o “Aprende cómo sanitizar los elementos que utilizas a diario”, cuando lo correcto es ‘desinfectados’, en el primer caso, y ‘desinfectar’, en el segundo.

¿Pero de dónde viene el término de moda sanitizar? Pues del verbo inglés Sanitize, que tiene dos significados: ‘desinfectar’ y ‘limpiar’ o ‘higienizar’. Los términos apropiados en español son desinfectar y desinfección, no sanitizar y sanitización, que empezaron a ser usados quizá como una pésima traducción del verbo en inglés, o porque a algún esnob le pareció mejor usar palabras que se parezcan al inglés, ya que a sus oídos suenan mejor, sin importarle que no sean las apropiadas.

+ Noticias


Barranquilla “se alquila”
Orquídeas, una joya floral que da alegría, belleza y elegancia al hogar
La obra de Gabo, próxima aventura de Yuldor Gutiérrez en el cine
Kym &Alexxa Logistics, transportadora de EEUU con reconocimiento mundial