Lizzette Diaz
Columnista / 23 de julio de 2022

De un negocio físico al internet: ¿aplica para todos?

La respuesta es sí. Hoy en día tener nuestros negocios en internet no es una opción: estás o desaparecerás, así de simple. Pero yo creo que mi negocio no aplica, yo tengo una peluquería, una lavandería, hago las uñas, tengo una panadería, un consultorio médico, un restaurante, una empresa de aires acondicionados… ¿Cómo puedo volver mi negocio físico un negocio online? Estando presente.

Los negocios en internet crecen de manera exponencial todos los días, por las múltiples ventajas que le ofrece no solo al usuario sino a las mismas empresas, grandes o pequeñas, porque pueden lograr una mejor experiencia del cliente y optimizar sus servicios en virtud a la fidelización del mismo, por ello es tan importante que te tomes en serio el tema de las ventas online, independientemente del rubro de tu negocio.

¿Cómo hacerlo si soy un dentista, por ejemplo? La generación de una presencia online te permitirá mejorar los tiempos de espera de tus pacientes, quienes podrán realizar sus citas en línea, conocer el respaldo profesional que tienes a partir de los comentarios que dejan tus pacientes, hacer un recorrido virtual por la clínica, enterarse de los adelantos tecnológicos que ofreces y del equipo humano que lo conforma generando confianza y estimulando el cierre desde tu página web, donde además podrán resolver sus preguntas frecuentes, esto es digitalizar tu consultorio.

Lo mismo ocurre si tienes una peluquería por ejemplo, tendrás muchas más ventajas frente a tu competencia al tener una página web donde los clientes puedan reservar sus citas con solo un clic, publicar ofertas para los días o las horas más bajas en ventas, ofrecer productos en línea y videos interactivos donde los clientes puedan ver con claridad un antes y un después. ¿Captas la idea? Las nuevas generaciones de compradores cada vez prefieren realizar este tipo de acciones desde su móvil u ordenadores, de tal manera que si no te encuentran en la red, difícilmente se enterarán de que existes aunque tu negocio les quede solo en la esquina del trabajo o de sus casas.

Digitalizar tu negocio tiene muchas ventajas, entre ellas, que tu página podrá trabajar por ti 24 horas al día, los siete días de la semana (incluyendo los festivos); podrás llegar a un mayor número de clientes, aumentar tu visibilidad, resolver las necesidades de tus clientes de una manera más eficiente y crear una línea de negocios con ventas de productos online que te generen nuevos ingresos, sin contar con las ventajas de fidelizar a tus clientes. Cuando llevas tu negocio físico a la parte online, tienes otras ventajas en materia de marketing digital, como es el caso del remarketing, lo que te permitirá seguir contactando a tus clientes una y otra vez sin ser invasivo o aprovechar las ventajas que ofrece el e mail marketing para contarles lo nuevo que tienes para ellos.

Otra gran ventaja de llevar tu negocio físico al online es que ya no tendrás que arrancar desde cero, puesto que ya has construido un nombre, una clientela, has generado confianza, ya tienes productos listos para vender, conoces a tus clientes y lo que les gusta, por lo que se te facilitará el proceso de realizar el marketing online. No obstante, la transformación digital de tu negocio requerirá de recursos económicos y humanos, conocimientos técnicos para implementar las nuevas tecnologías y tiempo para que comience a arrojar resultados.

¿Por dónde empezar?

Así como una tienda física debe establecer unas estrategias de marketing para su posicionamiento como marca, la venta por Internet pasa por esta misma premisa básica pero enfocada a las estrategias digitales

Hay varias formas de hacer esto, y algunas de las opciones son:

  • Crear páginas como blogs y sitios web;
  • Tener perfiles en las redes sociales
  • Usar el e mail marketing
  • Invertir en anuncios pagados

Supongamos que alquilas una sala para impartir clases privadas de matemáticas, pero ahora deseas crear tu curso online Para convertirte en una referencia en tu área y promocionar tu trabajo, una estrategia interesante es crear un canal de Youtube

En esta plataforma, puedes publicar clases con contenido valioso para tus alumnos potenciales. Al final de las grabaciones o en la descripción del video, puedes anunciar tu curso. De esta manera, ayudas al estudiante, muestras tu autoridad en el tema y promocionas tu curso.

En el caso de vender productos físicos por Internet, la solución es invertir en comercio electrónico, crear tu propia tienda digital o hacer que tus productos estén disponibles en marketplace

Si te decide dar el salto al e-commerce hay que escoger una plataforma funcional, adecuada a las necesidades y al tamaño del negocio.

Una vez escogido el sistema de gestión se debe continuar con el diseño del sitio web, teniendo en cuenta que lo mas importante es hacer que el cliente tenga una experiencia de compra positiva, incluyendo las compras a través de los teléfonos móviles, desde donde cada vez más crecen los volúmenes de compra, por lo que debes asegurarte de que la tenga un diseño que se adapte correctamente a los dispositivos móviles.

En cuanto a los sistemas de pago, deben ser fiables, transparentes y seguros para generar confianza en el consumidor y no condicionen la compra. De igual manera, se debe poner especial atención en el catálogo de productos, que debe estar organizado y optimizado para que el cliente encuentre fácilmente lo que está buscando.

Finalmente quiero que te quedes con esto siempre siempre, es mejor hacer las cosas aunque no estén perfectas, que esperar para que lo sean y tal vez no lanzarte nunca.

¡Mejor hecho que perfecto!

+ Noticias


El pan nuestro de cada día
“Baby Shark”, canción infantil que destronó a “Despacito” en Youtube
¡Marc Anthony y Nadia Ferreira irán al altar!
Cartagena y Santa Marta, imperdibles para unas ¡súper vacaciones!