Dolce vita / 5 de marzo de 2022

El amor gatuno de Silvia Pumarejo por el rescate de las mascotas

«Queremos cambiar el sentir de la gente y que transitemos de la cultura de la indiferencia al amor y así brindarles a los animales el respeto que se merecen», dice Silvia Pumarejo.

Zoraida Noriega

La animalista barranquillera es la fundadora del voluntariado ‘Animar’ que vela por salvar y buscar un hogar a los peludos de la calle.

‘Ruski’, una gata que heredó y con la que se encariñó mucho por sus demostraciones de afecto, fue una de las razones por la cual Silvia Pumarejo se dio a la tarea de crear ‘Animar’, un voluntariado que tiene como fin rescatar, rehabilitar y adoptar animales de la calle.

Silvia Pumarejo en una de las tantas actividades que realiza el voluntariado que fundó y preside en Barranquilla.

‘Animar’ (que significa animales rescatados) podría entenderse también como una forma de animar y concientizar a la gente para que ame a estos peludos domésticos de cuatro patas.

Su sensibilidad por el bienestar y crianza de los animales, siendo muy pequeña, la llevaron a tener perros en su casa, pero a través de ‘Ruki’ hubo una conexión tan grande que la engatusó  para entender más a los mininos porque son cariñosos y fieles. Chivi, como cariñosamente la llaman, hoy tiene cuatro amores gatunos.

Una vez estableció esa relación con sus mascotas, y viendo con tristeza el abandono en las calles, comenzó a rescatar los de la cuadra de su barrio. Les daba alimentos y los llevaba al veterinario por su cuenta. Aprovechando un espacio extra que tenía en su casa, lo convirtió entonces en uno hogar de paso, donde permanecían en cuarentena los gaticos mientras les conseguía un hogar

En ese transcurso, estableció un vínculo estrecho con algunas veterinarias de la ciudad que le colaraboraran para coordinar los rescates (en casos que una mascota fuera atropellada en la calle o mal herida), y demás necesidades. Pero como hay tantos sufriendo en las calles, esto se le fue saliendo de las manos de Silvia, quien se dio cuenta que necesitaba apoyo, no solo por los costos y la cantidad de solicitudes, sino por la carga emocional de esa labor. Fue entonces cuando convocó a un grupo de amigas animalistas para conformar el voluntariado ‘Animar’.. 

Despertar en los niños el amor por los peludos es otra de las finalidades de ‘Animar’.
Este cuarteto de bellos felinos aguardan en una de las campañas que emprende el voluntariado dedicada al rescate y adopción de animales de la calle.

Así empezaron hace 5 años y actualmente son 10 voluntarias.

ACABAR CON LA CRUELDAD

Cada una de las voluntarias aporta sus ideas,  de manera virtual se reúnen para organizar actividades y emprender campañas para suplir las necesidades de los animales como  #AdopteNoCompres, #EsterilizaYa y #NoAlAbandono.

“A través de nuestras campañas buscamos eliminar la crueldad animal y las altas tasas de abandono. La idea es que la comunidad se involucre en el tema de la fauna callejera”, dice.

La nueva campaña es #Delaindiferenciaalamor. Silvia Pumarejo explica que se trata de una serie de eventos para recaudar fondos y a su vez generar conciencia acerca de esta problemática que nos afecta a todos directa o indirectamente”.

Una de las actividades es una rifa de obras donadas al voluntariado por reconocidos artistas.

“Los animales que se encuentran en la calle son mascotas que han sido abandonadas. Son la cara de la indiferencia y del abandono”, es el slogan de la campaña impresa en boleta que lleva impresa una fotografía de la obra que se va a rifar».

“La idea es que, a corto plazo, ‘Animar’ sea una fundación”, comenta Chivi Pumarejo, para luego agregar: “Hasta ahora, las donaciones que hace  la gente espontáneamente se realizan directamente a la veterinaria que lleva el caso se publica o se reenvía por Whatsapp al número de la cuenta del veterinario, quien nos rinde un informe sobre el valor de dicha rehabilitación y la evolución de la mascota. El voluntariado no recibe dinero”

LA AYUDA DE TODOS

“Tenemos un compromiso con los animales rescatados. Después de rehabilitarlos no los echamos nuevamente a la calle. ¡Jamás! Los entregamos en adopción responsable , después de hacerle una entrevista al posible adoptante que debe complementar un formulario en el cual se determina el nivel de su compromiso. No los damos en adopción hasta que se consiga una casa idónea ”.

“Los de la calle son mascotas abandonadas. Necesitan la ayuda de todos. Porque están expuestos a un maltrato constante por el nivel tan grande de indiferencia de nuestra sociedad hacia ellos. Muchas personas, sin embargo, han ido despertando esa conciencia y mejorando su nivel de conexión con los animales. Esto construye un puente muy importante con nuestras fibras más profundas, y a su vez nos motiva a sensibilizarnos en muchos aspectos y a desarrollar el sentido de la compasión por otras especies. Pienso que los animales son maestros; nos muestran el significado del amor incondicional. Lo digo por experiencia. He visto este proceso en los niños, cuyo contacto a temprana edad con estos seres sintientes es fundamental; les estimula esa fibra sensible y ayuda a desarrollar relaciones de mucha responsabilidad. Obviamente, todo tiene que ser canalizado a través de los padres”

“La labor de los padres con los niños para educarlos y adquirir una conciencia ecológica es fundamental. Esto abarca no solo con los animales sino su responsabilidad con la preservación de los ecosistemas. Los animales de la calle son parte de un ecosistema de las ciudades, de la fauna callejera que la conforman. Como Estambul, por ejemplo, donde los animales son sagrados. Y ese es el modelo que deben seguir todas las demás ciudades del mundo, y nosotros como sociedad”.

Reitera que, por naturaleza, los mininos hacen que los ratones no proliferen. Son como el control de muchas plagas que hay en las ciudades. Pero para ello, necesitan que la gente los cuiden y de esa manera no se enferme. El bienestar animal se debe abarcar en una cadena de responsabilidades que involucre a todos los ciudadanos. En el momento  que nos organicemos y sobre todo concienticemos de ayudar a estas nobles criaturas, dejarán de ser una molestia para la gente en las ciudades, para convertirse en una relación de beneficio mutuo”.

+ Noticias


La línea Home Style de Orlando González
Copa América 2021 avanza a paso firme
El buen ojo fotográfico de Emilio Yidi a través de su cámara
El estilo exclusivo de Isabel Preysler