Belleza / 25 de julio de 2020

El correcto uso de las pestañas postizas

Vanessa Vergara

Son un accesorio de belleza que complementa nuestro maquillaje e instantáneamente despierta la mirada, le dan un toque especial al rostro haciéndonos ver los ojos más grandes y atractivos. Este efecto no los dan las pestañas postizas siempre y cuando usemos el modelo correcto para nuestro tipo de ojo y teniendo en cuenta  la ocasión de uso.    

Atreverse con pestañas postizas puede ser muy acertado,  siempre que sepas cómo llevarlas. Ten presente que la banda de las pestañas postizas vienen de un largo genérico, tienen un tamaño standard y no todas tenemos el ojo del mismo largo de la banda , por esto te recomiendo medirlas en el ojo antes de ponerlas para ver si sobra un poco en la punta  y recortarlas. 

Igualmente debemos analizar el tamaño del ojo antes de aplicarlas, si es un ojo pequeño no optes por un modelo de pestañas demasiado grandes y súper tupidas. Porque lograrás un ojo pesado, por ende más pequeño y daríamos el efecto inverso de lo que buscamos con una pestaña postiza.  

También hay que tener en cuenta la ocasión  y  el horario en que las vamos a utilizar,  si por ejemplo, vamos a un evento de día. Es mejor optar por unas pestañas de pelo suave preferiblemente no sintéticas con un acabado natural esas que parecen ser hechas pelo a pelo, si es un evento de noche podemos ser un poco más lanzadas con nuestras pestañas.

Es fundamental  llevar una correcta higiene al momento de aplicarlas y conservarlas limpias en el caso de las extensiones de pestañas. 

Antes de ponerte una pestaña postiza lava bien tus manos y usa siempre una goma de buena calidad, que sea especial para pestañas y  que no haya sido abierta hace mucho tiempo y guardada por varios meses.

Si vas a optar por unas extensiones de pestañas, (a mí personalmente me fascinan, escojo las de acabado natural , abren inmediatamente la mirada y parecen que fueran naturales ) me las pongo sobre todo cuando viajo, porque estoy lista en poco tiempo al usar muy poco maquillaje . 

Póntelas en un lugar de confianza que cumplan con todas las normas de Bioseguridad y utilicen buenos productos. En casa lávalas diariamente con un cepillito y limpiador especial para pestañas postizas o puedes optar por shampoo Johnson para bebé que es suave. Ojo,  el desmedido uso de las postizas no solamente hace que las pestañas naturales se caigan, sino que puede provocar infecciones que se regularmente se derivan del pegamento que se utiliza (a veces son de mala calidad), también porque con el paso de los días acumula suciedad y bacterias que afectan la parte ocular.

+ Noticias


El buen ojo fotográfico de Emilio Yidi a través de su cámara
¡Hágase la luz en nuestro hogar!
Meme de la semana
Martín Madera: nuevo aire para el vallenato y el porro