Empresariales / 4 de junio de 2022

La empresa de productos capilares que nació de una receta de mamá

Carolina Muñoz Bilbao, líder de Camubi, su empresa familiar de productos capilares. En la imagen durante una feria en un centro comercial Mall Plaza.

Alix López

Camubi, como se llama el emprendimiento familiar barranquillero que lidera Carolina Muñoz Bilbao, vende en todo el país. A mediano plazo proyectan abrir tienda física y empezar a despachar envíos al exterior.

Los Muñoz en pleno. Rosimary, Carolina y Héctor, Todos trabajan para la empresa familiar.

Carolina y Meliza Muñoz crecieron entre tijeras, tintes, cepillos y secadores mientras su mamá Rosimary Bilbao atendía a las clientas que llegaban fielmente a su peluquería en la carrera 14 con calle 36B del tradicional barrio La Unión de Barranquilla.

Carolina es la modelo de los productos capilares que ofrece en Cabumi.

Las dos no solo disfrutaban del trabajo de la estilista con tres décadas de experiencia sino que iban aprendiendo lo importante de mantener una buena salud capilar.

Por eso Rosy, como también se llamaba su negocio, acostumbraba a aplicarles a sus dos hijas tratamientos naturales, los mismos que sus clientas empezaban a comprarle cada vez que veían el cabello sano y brillante de las hermanas Muñoz Bilbao.

Pero fue solo hasta febrero del 2020 cuando Carolina, comunicadora social de la Universidad Sergio Arboleda, le propuso a su mamá ofrecer el producto a través de sus redes sociales (@bilbaocarolina).

¿El resultado? Veinte frascos de tratamiento nutritivo capilar vendidos en 15 minutos. Todo un éxito.

La demanda empezó a crecer, sobre todo un mes después cuando vino la cuarentena por la pandemia de Covid-19.

A partir de allí Carolina le propuso a sus papás Héctor y Rosimary abrir la línea de productos con base a la experiencia de su progenitora.

Así arrancó Camubi (@camubi.colombia), el emprendimiento familiar en el que trabajan los Muñoz Bilbao y que genera ocho empleos.

Dice que usan productos hechos a base de extractos 100% naturales libres de crueldad animal para las líneas nutritiva y de crecimiento del cabello.

Por eso trabajan con romero, jengibre, canela, quinua, clavo de olor y caléndula para el tónico capilar que además contiene vitamina b5, aminoácidos, vitaminas A, B, C, E y K.

Carolina Muñoz y su novio Enrique Serje.

Camubi ofrece además accesorios para el cabello, cepillos de bambú y peines, entre otros.

Del equipo hacen parte además de Carolina y sus papás, su hermana Meliza que es la distribuidora en Panamá, en donde reside, una diseñadora y dos ingenieros químicos.

Hasta ahora envían sus productos a todo el país, pero ya están haciendo los trámites para despachos al extranjero, teniendo en cuenta que así lo han pedido clientes a través de las redes sociales.

Del equipo hacen parte además de Carolina y sus papás, su hermana Meliza que es la distribuidora en Panamá, en donde reside, una diseñadora y dos ingenieros químicos. Enrique Serje, futbolista profesional al servicio del Junior y quien es su novio desde hace seis años, hace las veces de asesor para empaques, envases y etiquetas.

A mediano plazo proyecta abrir en este 2022 una tienda física y tener varias islas en los centros comerciales. “Queremos seguir creciendo, tener más maquinaria y equipos en nuestra propia fábrica porque aún estamos tercerizando algunos procesos”, asegura.

Entre sus anécdotas destaca que muchas personas se le acercan para preguntarle por el secreto de su cabello abundante, largo y brillante. “Me preguntan que si es real y yo les respondo que lo cuido con los productos Camubi”.

+ Noticias


Esto es lo que pasa si no aceptas las nuevas condiciones de WhatsApp
La moda sostenible de dos barranquilleros que busca concientizar sobre el planeta
“Turismo post pandemia favoreció a la región Caribe”: Anato
Sesiones íntimas, y en vivo, con Monsieur Periné