Mundo Deportivo / 28 de noviembre de 2020

Las visitas del ‘Pelusa’ a Barranquilla

Miredvista.co

La llegada más importante de Maradona fue previo al Mundial México 1986. Más adelante, logró ser campeón y además ser el mejor jugador del torneo.

Barranquilla siempre ha sido la ‘Puerta de Oro’ de Colombia para las celebridades que quieren conocer el país. Su fama por el mundo ha sido debido al carisma de su gente, el carnaval anual y el majestuoso estadio Metropolitano, casa de la Selección Colombia.

El personaje que se robó los corazones de los barranquillero fue el ex astro de la Selección Argentina Diego Armando Maradona, que con su magia en el campo de juego y sus bromas al momento de dar una opinión a los medios de comunicación enamoró a varias generaciones.

De las visitas más recordadas en esta ciudad fue el 14 de mayo de 1986, en el juego de preparación de Argentina, rumbo al Mundial 1986, campeonato donde hizo la ‘mano de dios’, anotó el mejor gol del mundial en todos los tiempos y cerró con broche de oro siendo campeón de mundo.

Este compromiso fue entre Junior de Barranquilla y la selección albiceleste, marcador igualado 0-0. ‘El Diego’ tuvo varias opciones claras de estar arriba en el marcador y su talento deleitó a todos los asistentes de ese día en el ‘Metro’.

“Ver a Maradona en el Metropolitano ha sido lo más lindo de mi vida, mi ‘viejo’ me llevó al campo y parecía un niño pequeño viendo jugar al mejor de todos. Jamás borraré eso de mi casa y siempre se lo cuento a mis nietos”, comentó Andrés García, aficionado del fútbol barranquillero.

Ese juego el 11 inicial fue el siguiente: Pumpido; Olarticoechea, Ruggeri, Passarella, Garré; Batista, Giusti, Burruchaga, Maradona; Valdano y Almirón. Mientras por parte del elenco barranquillero fue Goyén; Salja, Grau, Castell, Blanco; Cortina, Coll, Uribe, Rico; Didí Valderrama y Angulo.

Despedida del ‘El Pibe’

Uno de los hechos que marcó un antes y un después en el fútbol colombiano fue la despedida del emblema ‘Tricolor’ Carlos ‘El Pibe’ Valderama, que estuvo en la ciudad despidiendo a su gran amigo y las miradas estaban puesta en ‘El Pelusa’. Ese partido se disputó el 1 de febrero de 2004 en el estadio Metropolitano.

Diego no estuvo en el terreno de juego, pero si en el palco animado a sus compañeros. Como fue común en su vida, gozó su estancia en Barranquilla hasta el punto que protagonizó excesos en el hotel Puerta del Sol, lugar donde descansaba junto a su grupo de amigos.

Su última visita

A días de realizarse el bypass gástrico en la ciudad de Cartagena, el ‘10’ se pegó una escapa a la capital del Atlántico para ver el duelo entre Junior y River, duelo por la Copa Libertadores 2005.

Ese partido lo ganó el conjunto argentino 2-0 y Maradona se presentó con la camiseta de Boca.

+ Noticias


“El reinado popular fue mi trampolín para ser Señorita Atlántico”: Geraldine Quiroz
Joven se tatuó la bofetada que Will Smith le dio a Chris Rock
10 curiosidades de ‘Mi Bella Genio’, en el cumpleaños 90 de su protagonista
Robotikids, la escuela que enseña a los niños a imaginar, crear y jugar